Depilación Laser

Gracias a la hormonación muchas mujeres transexuales pierden buena parte del vello masculino. El cabello se vuelve más fino y con él, el vello de piernas y brazos. En algunas ocasiones el vello de la espalda, el abdomen, el cuello o el pecho se reduce considerablemente, pero en otras no. El más molesto para muchas mujeres es sin duda el del rostro: la densidad de la barba está determinada genéticamente y su crecimiento no se reduce de forma muy significativa mediante la administración de hormonas sexuales femeninas. La eliminación del vello facial facilita en muchas ocasiones la experiencia real de las mujeres transexuales, por lo que es aconsejable realizarla incluso antes de la Cirugía de Reasignación Genital.

Los sistemas tradicionales para eliminar este vello son o muy dolorosos (depilación por cera o por sistemas de arranque eléctrico) o poco duraderos (geles y cremas depilatorios o cuchilla). La depilación IPL o láser permite eliminar de forma definitiva casi todo el vello de manera cómoda y prácticamente indolora.

La depilación con láser o IPL (Luz Pulsada Intensa) consiste en destruir el folículo piloso situado debajo de la superficie de la piel mediante haces de luz pulsada. Esta técnica, que no requiere ningún tipo de anestesia, permite que en varias sesiones el pelo no vuelva a crecer. El IPL del que dispone la Unidad de Género del Instituto de Cirugía Plástica del Dr. Ivan Mañero es un sistema seguro que permite depilar todos los tipos de pieles, incluyendo las más morenas.

Para alcanzar unos óptimos resultados, se recomienda evitar la exposición directa al sol y a los focos de calor durante el tiempo que indique el profesional.